• Mié. Ene 12th, 2022

Analisis literario de el tambor de hojalata

Analisis literario de el tambor de hojalata

Mario adorf

De ahí que el propio acto de narrar sea una evocación del pasado, una resurrección del olvido. Sin embargo, Grass no se ocupa de los recuerdos nostálgicos ni del duelo por la ciudad perdida, sino que quiere mantener vivas en la memoria colectiva las razones de la pérdida de Danzig. Estas razones hay que buscarlas en la historia, más concretamente en el periodo nazi. En El tambor de hojalata, Grass se propone dilucidar estas razones, aunque desde una perspectiva narrativa muy poco convencional.
Oskar Matzerath, el narrador de El tambor de hojalata, es un recluso en un manicomio de la Alemania Occidental de posguerra, hecho que admite libremente en la primera frase de la novela. En lugar de ofrecer a los lectores una explicación de su reclusión -la razón, su implicación en un asesinato, sólo se revela gradualmente en el curso de la novela- Oskar invierte el orden normal de las cosas al declarar que su cama de hospital es su santuario y refugio que le protege del mundo exterior. La posición de Oskar como forastero sin disculpas tiende a desorientar al lector y le obliga a asumir una actitud crítica.

David bennent

Este artículo necesita citas adicionales para su verificación. Por favor, ayude a mejorar este artículo añadiendo citas de fuentes fiables. El material sin fuente puede ser cuestionado y eliminado.Buscar fuentes:  «El tambor de hojalata» – noticias – periódicos – libros – erudito – JSTOR (marzo de 2020) (Aprende cómo y cuándo eliminar este mensaje de la plantilla)Este artículo puede ampliarse con texto traducido del artículo correspondiente en alemán. (Octubre de 2016) Haga clic en [mostrar] para obtener instrucciones de traducción importantes.
«Golpear un tambor de hojalata», cuando se utiliza como un modismo, significa crear una perturbación con el fin de llamar la atención sobre una causa.[1][2] Esto se basa en una interpretación del libro en la que el golpeo de Oskar de su tambor de hojalata titular «simboliza su protesta contra la mentalidad de clase media de su familia y su vecindario»[3].
Oskar considera que tiene dos «presuntos padres»: el marido de su madre, Alfred Matzerath, miembro del Partido Nazi, y el primo y amante de ella, Jan Bronski, un polaco de Danzig que es ejecutado por defender la oficina de correos polaca en Danzig durante la invasión alemana de Polonia. Al morir la madre de Oskar, Alfred se casa con María, una mujer que es en secreto la primera amante de Oskar. Después de casarse con Alfred, María da a luz a Kurt, al que Oskar se refiere a partir de entonces como su hijo. Pero Oskar se decepciona al comprobar que el bebé persiste en crecer y no se une a él al dejar de crecer a los tres años.

Daniel olbrychski

Este artículo necesita citas adicionales para su verificación. Por favor, ayude a mejorar este artículo añadiendo citas de fuentes fiables. El material sin fuente puede ser cuestionado y eliminado.Buscar fuentes:  «El tambor de hojalata» – noticias – periódicos – libros – erudito – JSTOR (marzo de 2020) (Aprende cómo y cuándo eliminar este mensaje de la plantilla)Este artículo puede ampliarse con texto traducido del artículo correspondiente en alemán. (Octubre de 2016) Haga clic en [mostrar] para obtener instrucciones de traducción importantes.
«Golpear un tambor de hojalata», cuando se utiliza como un modismo, significa crear una perturbación con el fin de llamar la atención sobre una causa.[1][2] Esto se basa en una interpretación del libro en la que el golpeo de Oskar de su tambor de hojalata titular «simboliza su protesta contra la mentalidad de clase media de su familia y su vecindario»[3].
Oskar considera que tiene dos «presuntos padres»: el marido de su madre, Alfred Matzerath, miembro del Partido Nazi, y el primo y amante de ella, Jan Bronski, un polaco de Danzig que es ejecutado por defender la oficina de correos polaca en Danzig durante la invasión alemana de Polonia. Al morir la madre de Oskar, Alfred se casa con María, una mujer que es en secreto la primera amante de Oskar. Después de casarse con Alfred, María da a luz a Kurt, al que Oskar se refiere a partir de entonces como su hijo. Pero Oskar se decepciona al comprobar que el bebé persiste en crecer y no se une a él al dejar de crecer a los tres años.

El tambor de hojalata a la altura de las rodillas

La acción se desarrolla en el siglo XX en Danzig. La narración corre a cargo de Oskar Matzerath, un paciente de la institución médica especial, una persona cuyo crecimiento se detuvo a los tres años y que nunca se ha desprendido de un tambor de hojalata, confiándole todos los secretos, describiéndole todo lo que ve a su alrededor. El camillero Bruno Munsterberg le trae un paquete de papel en blanco y comienza su propia biografía y la de su familia.
En primer lugar, el narrador describe a la abuela, Anna Bronski, una campesina que una vez, en octubre de 1899, salvó de los gendarmes a su abuelo Joseph Koljaiczek, metiéndolo bajo sus numerosas y amplias faldas. Bajo estas faldas, en aquel memorable día, fue concebida su madre Agnes. Esa misma noche Anna y Joseph se casaron, y el hermano de la abuela, Vincent, los condujo a la ciudad central de la provincia: Koljaiczek se escondía de las autoridades como pirómano. Allí se instaló como un balsero llamado Joseph Vranken, que se había ahogado hacía tiempo, y vivió hasta 1913, así que hasta que la policía llegó a su rastro. En ese año tuvo que adelantar una balsa a Kiev, que navegaba a remolque de «Radauna».

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad